RETIRO ANUAL DEL CLERO

“Jesús y la samaritana: el tránsito de la sed a la fuente y a la misión”. Fue el título del retiro espiritual anual del clero samario, del 13 al 17 de noviembre en el Seminario Juan XXIII, de la Arquidiócesis de Barranquilla, predicado por Monseñor Luis Augusto Campo, obispo de Socorro y San Gil.

Esta experiencia se convirtió en un tiempo de renovación espiritual y apostólica, donde nuestros pastores vivieron intensamente en el silencio y en la oración, el don del ministerio, de modo que en sintonía con el llamado del Espíritu se convirtieron en adoradores y servidores.

Según el P. Héctor David Jiménez, párroco de la comunidad San Juan Bautista, de El Retén, “este retiro ha sido importante porque nos ha llevado a los sacerdotes a reencontrarnos con nosotros mismos y con Dios para potencializar la vida espiritual y anunciar el Evangelio con alegría. Hemos tenido momentos de escucha, oración y contemplación para ser pastores integrales”.

Mientras que para que, para el P. Juan José Mercado, párroco de la comunidad La Medalla Milagrosa, “ha sido importante porque hemos reflexionado la Palabra de Dios, sobre la espiritualidad, ha sido un alto en el camino, debido a que los sacerdotes trabajamos mucho y necesitamos un espacio fuerte para la oración con miras al crecimiento espiritual”.

Compartir:

Más artículos…

Visita a ESPAC

En la parroquia san Pedro y san Pablo, el 6 de junio se dio la visita del director nacional de la Escuela Parroquial de Catequistas

Leer más »