“Venimos del Oriente a rendirle homenaje al Rey”

Oración:

Oh Espiritu Santo ven a nuestras vidas, entra en cada uno de nosotros, haznos dóciles a tu voz, ven dador de vida, e infunde en nosotros la llama De tu amor. Ilumínanos en este día, para que a través de tu Palabra podamos contemplar tu mensaje de Salvacion.Amén.

 

Texto Bíblico: Mateo 2, 1-12.

Cuando nació Jesús, en Belén de Judea, bajo el reinado de Herodes, unos magos de Oriente se presentaron en Jerusalén y preguntaron: «¿Dónde está el rey de los judíos que acaba de nacer? Porque vimos su estrella en Oriente y hemos venido a adorarlo».

Al enterarse, el rey Herodes quedó desconcertado y con él toda Jerusalén. Entonces reunió a todos los sumos sacerdotes y a los escribas del pueblo, para preguntarles en qué lugar debía nacer el Mesías. «En Belén de Judea, le respondieron, porque así está escrito por el Profeta: Y tú, Belén, tierra de Judá, ciertamente no eres la menor entre las principales ciudades de Judá, porque de ti surgirá un jefe que será el Pastor de mi pueblo, Israel».

Herodes mandó llamar secretamente a los magos y después de averiguar con precisión la fecha en que había aparecido la estrella, los envió a Belén, diciéndoles: «Vayan e infórmense cuidadosamente acerca del niño, y cuando lo hayan encontrado, avísenme para que yo también vaya a rendirle homenaje».

Después de oír al rey, ellos partieron. La estrella que habían visto en Oriente los precedía, hasta que se detuvo en el lugar donde estaba el niño. Cuando vieron la estrella se llenaron de alegría, y al entrar en la casa, encontraron al niño con María, su madre, y postrándose, le rindieron homenaje. Luego, abriendo sus cofres, le ofrecieron dones: oro, incienso y mirra.

Y como recibieron en sueños la advertencia de no regresar al palacio de Herodes, volvieron a su tierra por otro camino.

Palabra del Señor.

 

Preguntas para reflexionar personalmente o en grupo:

  • ¿Cuáles son los personajes negativos del evangelio de hoy? ¿Qué actitud tuvieron ante el nacimiento de Cristo?
  • ¿Cuáles son los héroes del evangelio de hoy? ¿Cómo fue su actitud ante el niño recién nacido?
  •  

 Reflexión

En un discurso al pueblo, pronunciado cuando la fiesta de la Epifanía hacía poco que había sido introducida en la liturgia, san Agustín ilustraba con claridad su contenido y su relación con la Navidad. Decía: “Hace muy pocos días hemos celebrado la Navidad del Señor, en este día estamos celebrando con no menor solemnidad su manifestación, con la que comenzó a darse a conocer a los paganos… Había nacido quien es la piedra angular, la paz entre los provenientes de la circuncisión y de la incircuncisión, para que se unieran todos en el que es nuestra paz y que ha hecho de los dos un solo pueblo. Todo esto ha sido prefigurado para los judíos con los pastores, para los paganos con los Magos… Los pastores judíos han sido conducidos ante él por el anuncio de un ángel, los magos paganos por la aparición de una estrella” (Sermón 201, 1; PL 38 1031).

Hoy, por lo tanto, celebramos la universalidad de la Iglesia, la llamada de los gentiles a la fe y la unidad profunda entre Israel y la Iglesia. La estrella, aparecida a los magos, era una “espléndida lengua del cielo” que narraba la gloria de Dios (cfr. Salmo 18, 2). Su puesto ha sido tomado, a continuación, por el Evangelio, que todavía hoy continúa llamando hacia Cristo a los hombres de toda la tierra. Eso ha sido la estrella, que ha guiado a Cristo hacia nosotros, provenientes del mundo pagano.

Sigamos ahora de cerca el relato evangélico de la venida de los Magos a Belén, a fin de descubriros alguna indicación práctica para nuestra vida. Es bastante evidente que en este relato se mezcla al elemento histórico el elemento teológico y simbólico. En otras palabras, el evangelista no ha pretendido sólo referir unos “hechos”, sino inculcar también cosas a “hacer”, indicar modelos a seguir o a huir por parte de quien lee. Como toda la Biblia, también esta página está escrita “para nuestra enseñanza”. Herodes, por ejemplo, ante el nacimiento de Cristo, ve su reinado amenazado y decide matar al niño inocente. Después tomará la decisión de matar a muchos niños de Belén. Herodes fue verdaderamente cruel. Los sumos sacerdotes y escribas saben todo sobre el nacimiento del mesías, pero se quedan ahí, porque no van a reconocerlo y a adorarlo. Los verdaderos héroes de hoy son los reyes magos. Ven salir la estrella del rey de los judíos, la siguen, recorren un largo camino lleno de peligros y, finalmente, alcanzan su objetivo: reconocer a Jesús recién nacido, al mesías y Salvador. Nosotros también estamos llamados a seguir este maravilloso modelo de los reyes magos, y no el mal ejemplo de Herodes y de los sacerdotes.

 

Reflexión personal

  • Después de la lectura de este pasaje del evangelio ¿estoy disponible a revivir el camino de los magos?
  • En tu búsqueda de la verdad ¿sabes confiarte, ponerte en camino y a la escucha de Dios?
  • A la luz de la Palabra, ¿Qué cosa puede cambiar en tu vida? 

 

¿Qué compromisos puedo hacer?

  • «Hemos visto salir su estrella y venimos a adorarlo» Que tu oración de hoy sea contemplar, adorar y agradecer el misterio que hoy se nos revela.
  • Los Magos representan a los hombres de cualquier parte del mundo que son acogidos en la casa de Dios. En tu realidad acoge a cuantos se acercan a ti, dedícales tu tiempo y ayúdales a encontrar el camino de Cristo.

 

Oración final:

Te ofrecemos, Jesús lo que tenemos: el oro de nuestro amor, de nuestra fe y confianza en Ti; el incienso de nuestra oración y adoración; la mirra de nuestra pobreza y deseo de permanecer fiel a Ti.

Llénanos de tu luz, y haz que seamos pequeñas lucecitas que alumbren al mundo de hoy. Que nuestras miserias no se interpongan nunca a la Luz que sale de Belén.